Con todo el fervor por las próximas elecciones en Honduras, he intentado escuchar y cuestionar las propuestas de los candidatos presidenciables del país.

Mis ideas y proyectos siempre han tenido un tinte capitalista, desde mis 14 años he emprendido y me declaro un hombre proempresa, proeconomia y profinanzas. Sin embargo, veo cada dia las injusticias y desigualdades economicas que como capitalista YO NO APOYO. El socialismo en cambio lo da todo por el pobre y el necesitado de una forma insostenible, a tal nivel que un pais como Honduras no puede practicar por no tener los recursos necesarios, estar en contra de la empresa privada y la inversión y hacer una guerra marcada entre las clases sociales, las personas no debemos ser categorizados en clases sociales, somos humanos e iguales, no hay porque hacer diferencia y lanzarlos a pelear.

Por eso es que se me ocurrió el practicar un modelo económico mixto, que incluya un componente popular y social, inclusivo y no exclusivo y que beneficie económicamente al país y los habitantes en su generalidad en vez de a un grupo reducido, mi propuesta es el Capitalismo Social.

El Capitalismo Social es un modelo económico que es productor y fomentador de capital e inversión que lo destina a TODOS los estratos sociales para que se desarrollen socialmente y salgan de la miseria en la que viven los mas pobres y fomentando mas empresas exportadoras y de tecnología.

Personalmente a mi me encanta la política y me molesta ver proyectos de ley y obras que nuestros gobiernos han hecho en Honduras y América Latina que no son benefeciosas y NUNCA nos sacaran del subdesarrollo del que desde hace mas 80 años formamos parte, tanto porque se vuelven ultra capitalistas y afectan a muchos y benefician a pocos y el socialismo porque le da todo a todos pero no crea valor, trabajo ni ciencia, mata la innovacion y el desarrollo intelectual. Descarto a ciertos paises como Chile que lo esta haciendo muy bien, pero que aun está en el proceso de mejora.

Nuestros males se encuentran en los siguientes puntos:

  1. Educación
  2. Salud
  3. Inversión
  4. Alimentación
  5. Infraestructura

Otros agregarían seguridad, yo no la tomo en cuenta porque la inseguridad y la violencia se combate con educación, empleo, salud y alimentación. Una persona que tiene todo esto no necesita dedicarse a delinquir. Por lo que la inversión publica debe estar destinada a las primeras 5 categorías y no a la ultima porque esto vuelve agotador, caro y provoca mucha perdida humana en el proceso. En vez de crear guerras, hacer mas escuelas y reformas educativas para formar niños y jóvenes con valores y aptos para la realidad económica global, mas hospitales con sus medicinas y equipo correcto para atender enfermos, mas fomento de empresas e innovación para crear riqueza y empleo. Un presupuesto que se gasta en Seguridad y combate a la delincuencia se puede destinar perfectamente en estas 3 áreas anteriores con el mismo presupuesto, que al final de cuentas mejora un país en general.

En los próximos artículos estaré hablando, de forma individual, de como implementar el capitalismo social en cada uno de las categorías que son principales.